Menú de categorías

| Jul 17, 2009 | ¿Qué pasa?

Autoridades se tomaron Cabecera

Un buen número de agentes de la Policía y representantes de diversas dependencias municipales hicieron presencia en el sector para hacer un operativo.

Tal y como se había anunciado en nuestra edición anterior, Cabecera fue objeto de un operativo realizado por la Policía y diversas dependencias municipales, como respuesta a las solicitudes de la comunidad.

Esta fue una de las acciones propuestas en la reunión efectuada entre el Alcalde Fernando Vargas Mendoza, parte de su gabinete, el Comandante de la Policía Metropolitana, general Yesid Vásquez Prada, y representantes de los habitantes para abordar la problemática que aqueja a la zona.

Los controles se llevaron a cabo los días 10 y 11 de julio en diferentes establecimientos, como bares, discotecas, licoreras y parques, entre otros, y en ellos no solamente participaron agentes de la Policía, sino también funcionarios de las secretarías de Gobierno y Salud, la Policía de Infancia y Adolescencia y la Dirección de Tránsito de Bucaramanga, entre otros.

El Comandante de la Policía Metropolitana explicó que el objetivo de las autoridades fue hacer presencia en la zona inicialmente de manera educativa y para generar conciencia en la ciudadanía.

Sobre este particular manifestó que las acciones de control se adelantaron en diferentes sectores donde existe un número considerable de bares y discotecas. “Se aprovechó para hacer recomendaciones sobre ocupación del espacio público, el parqueo de vehículos y tratando de que esto en un tiempo no muy lejano la gente tenga la cultura de no llevar los vehículos si sale a rumbear, primero porque hacen un estorbo y segundo porque es un riesgo para la comunidad”.

Citados establecimientos

El general Vásquez Prada explicó que entre los resultados de las acciones de control fueron citados por lo menos unos 10 establecimientos nocturnos.

Algunos de ellos deberán suministrar documentación que les fue requerida; otros responder por unas infracciones como en el caso de un establecimiento en el que se encontraron 15 menores de edad encerrados en un sitio aislado, y otros por ocupación del espacio público.

Con respecto a los operativos en los establecimientos el alto oficial fue enfático en afirmar que “la ciudadanía no puede esperar que la Policía arbitrariamente cierre un establecimiento, hay que darles también la posibilidad de la defensa a través de unos descargos que también tienen que hacer”.

Para ello  el Coman-dante de la Estación, que es el que tiene la facultad, cita a los propietarios de los establecimientos para que presenten sus descargos, si es el caso con testigos, y determinará si aplica o no el cierre hasta por un lapso de 7 días.

17gecab08a002

Algunos de los casos en que aplica la sanción es la violación de horario, ocupación de espacio público o consumo de estupefacientes.

“Luego de este proceso el caso pasa a una segunda instancia, que es  de carácter administrativo y ya le corresponde al Alcalde decir si se cierra o no”, explicó el General Vásquez.

Hubo capturas

Como resultado de los operativos también fueron capturadas tres personas que se encontraban solicitadas por el Juzgado Cuarto Penal Municipal de Control de Garantías de Bucaramanga, por el delito de tráfico, porte o fabricación de estupefacientes.

“Se entregaron las pruebas por distribución de estupefacientes en la zona y ya quedaron a cargo de la autoridad”, explicó el Comandante de la Policía Metropolitana.

17gecab08a004Operativos continuarán

Los fines de semana se incrementarán las acciones de control en diferentes puntos de la ciudad y, la comuna Cabecera no será ajena a los controles.

“Esto hay que hacerlo con calma, vamos a tomar otros sectores, ahora le correspondió a Cabecera, seguramente la otra semana le corresponderá a otro, pero regresaremos a esta zona a insistir  en esos planes que trabajamos el viernes pasado”, manifestó el Comandante de la Policía Metropolitana.

Otro aspecto que quedó claro una vez realizado el operativo es que debe haber “celeridad” en el proceso, de manera que las sanciones a los establecimientos que incumplan las normas se den en menor tiempo, para evitar que se burle la acción de la autoridad con el cambio de razón social.

El General Vásquez Prada insistió en que si bien la zona es comercial y existen negocios que tienen la documentación en regla y los permisos para operar, “hay mucha gente que reside allí y que tiene su familia y sus hijos y se les ha convertido en un problema vivir ahí”.

Asimismo manifestó que ningún sitio es vedado para la Policía, razón por la cual los dueños de los establecimientos deben entender que ingresarán sin importar qué evento se realice, quiénes sean sus invitados, etc.