Menú de categorías

| Ene 28, 2011 | ¿Qué pasa?

Ola de atracos a viviendas

Dos intentos de atraco, uno de ellos consumado tienen a una habitante de Sotomayor en alerta máxima, pues ya no sabe qué hacer para que los ladrones no sigan haciendo de las suyas en su vivienda.

Aunque el primer caso ocurrió hace 5 meses, el hecho de que la semana pasada hayan intentado hacer lo mismo la obligó a denunciar su caso ante Gente de Cabecera.

La persona, quien solicitó no publicar su nombre por razones de seguridad, explicó que no sabe cómo los delincuentes se saben los datos de las familias que van a robar.

“Llaman primero al teléfono fijo diciendo que son de un banco, que necesitan al titular de una cuenta que es el mismo dueño o dueña de la casa, con nombres y apellidos completos y como verifican que no está, que está en el trabajo, siguen con su plan”, dijo angustiada esta mujer.

Luego vuelven a llamar haciéndose pasar por un amigo de la familia que informa que “sus patrones están en problemas graves, los tienen presos y que estos mandarán una persona de confianza para que recoja las cosas de valor que haya en la vivienda”.

“La empleada del servicio, quien es la única que está en la casa en horario laboral, se asusta y empieza a empacar las cosas de valor para dejarlas listas. Son tan astutos que le piden que desconecte el teléfono fijo y que se comuniquen por el celular, que es más seguro.

“Al tener ella todo listo le indican que en la esquina hay una persona esperándola con la bolsa”.

Lo que más le aterra a la residente de Sotomayor es que con su nueva empleada se intentó repetir la historia la semana pasada, a pesar de que ya estaba advertida de la situación.

“Nos salvó que se le descargó el celular a ella, se cortó la comunicación y no se pudo completar el robo”.

Al parecer esta modalidad se ha efectuado también en otros edificios del sector.