Menú de categorías

| Jul 5, 2013 | Columnistas

La ruleta desnuda

GENTE DE CABECERA

Silvia Heilbut

Por Silvia Heilbut Guillén

La noticia reciente del fenómeno de la ruleta sexual tiene a toda la comunidad anonadada.

Algunos califican de “terrible e irresponsable” a esta nueva generación. Otros ponen más énfasis en que la responsabilidad está en los medios de comunicación.

El trasfondo de esta situación va más allá de tener conductas riesgosas que conduzcan a infecciones de transmisión sexual y embarazos tempranos.

¿Cómo es que a muchos les parece “terrible” y “abominable” que sucedan estas cosas pero no les parezca terrible el hecho de que tantos padres de familia jamás hablan con sus hijos e hijas de sexo?

¿Cómo es que hay adultos que no son capaces de pronunciar la palabra pene o vagina delante de sus hijos por vergüenza y con el argumento de que de eso se encargan los profesores y el colegio?

Peor aún ¿cómo es que esperan que los adolescentes de hoy en día tengan una conducta sexual sana cuando sus padres no les enseñan cómo ponerse un condón o no les explican la diferencia entre la pastilla del día después y las pastillas anticonceptivas?

La ausencia parental en educación sexual hace que los adolescentes se remitan a preguntar a sus pares, que en muchas ocasiones están igual de desinformados que ellos.

Los medios de comunicación están constantemente bombardeando información acerca de sexualidad a través de la televisión, la música y eso es inevitable. Pero lo que sí es manejable es cómo se digiere y se entiende esa información y son los padres quienes deberían acompañar este proceso.

Mientras se sigan manteniendo en las familias pactos de silencio frente al sexo y una educación sexual a medias con tapujos, los jóvenes seguirán estando expuestos a innumerables riesgos sexuales.