Menú de categorías

| Ene 23, 2015 | Tendencias

Jardines verticales se destacan en la ciudad

Por Audry Laguado

Con la reducción de espacio en las nuevas viviendas que crecen hacia el cielo, los arquitectos, ingenieros y paisajistas han buscado la forma de de suavizar un poco el panorama.

Una de las estrategias que ha dado buenos resultados son los jardines verticales que resaltan a la par con las grandes estructuras de concreto.

Esta es una tendencia que ha ganado gran espacio en el mundo desde hace algunos años y en la ciudad ya están a la vista en dos puntos sobre la autopista.

Uno se levanta en un complejo habitacional sobre la paralela El Bosque, a pocos metros del intercambiador que está en construcción, sentido norte- sur, y el otro está en Parque Caracolí centro comercial.

Pero, ¿en qué consisten estos jardines y cómo funcionan? Gente habló con el ingeniero Jaime Fernández, quien es el encargado del complejo habitacional Paralela 150 donde recientemente se levantó el nuevo muro verde, y nos contó de qué se trata.

Un gran muro verde

Es imposible no mirarlo. Desde la autopista la pared con vida verde es imponente; es el primero de esta estructura pues una vez se finalice la segunda etapa se construirá otro.

“Para empezar esta es una tendencia que se está gestando en el mundo, pues las nuevas empresas buscan de alguna manera aportar algo al medio ambiente y no quedarse solo con el concreto.

“Adicionalmente hay que tener en cuenta que con los días los espacios se reducen y la idea es aprovecharlos al máximo, por otro lado visualmente aportan mucho a la estética de las construcciones.

“En el caso particular de este muro, tiene dos sistemas de riego, pero se debe a las dimensiones del mismo. Este sistema tiene unas ‘mangueras’ que se extienden de un lado al otro y hacen un goteo que es controlado.

“De hecho en este momento se abre tres veces al día, una en la mañana, una en la tarde y una en la noche. Cada goteo es de 20 minutos” dijo el profesional.

Según Fernández este sistema de riego se puede graduar según el clima, pues es automatizado; en los últimos días se aumentó el tiempo de goteo dado al calor que hizo, pero a mediados de diciembre que estuvo más fresco el tiempo fue de 5 minutos, tres veces al día.

“Realmente este sistema no es costoso, hay muros que pueden tener costos altísimos, pero esa no es nuestra idea, pues una vez terminemos la obra, los habitantes tienen que hacer el mantenimiento”, dijo.

¿Cómo lo hicieron?

En promedio este muro tiene casi 5 especies de plantas y unas dimensiones aproximadas de más de 25 metros de largo por 2,40 de alto.

Tiene un diseño especial que ha sido elaborado por un paisajista. Estas plantas no son grandes y su raíz no crece tanto.

“En primer lugar se hizo el muro y luego se impermeabilizó. Lo que corresponde a las plantas, están sostenidas por geotextil.

“Este geotextil está reforzado con varias capas, posteriormente fue cosido en una especie de cuadrícula, luego en cada cuadrito se abrió y se hizo como una bolsita y se metieron las maticas, lo que corresponde al diseño lo hizo un paisajista, pues todo está pensado de acuerdo a la estructura”, acotó Fernández.

Según este profesional, si alguien tiene un espacio en la casa donde quiera ver este tipo de diseños lo puede hacer pues no es complicado y en teoría no necesitaría un sistema de riego sistematizado porque podría hacer el riego manualmente.

Una vez se termine la segunda etapa del proyecto urbanístico se levantará otro muro verde, solo que este será mucho más grande, pues el espacio es más amplio.

Según el profesional el jardín de Parque Caracolí tiene un sistema distinto, “un poco más complejo, por decirlo de alguna manera, pero esto tiene que ver un poco con el hecho de que nosotros vamos a dejarle esto a los habitantes del complejo y la idea es que no le genere gastos adicionales cuando tengan que realizar el mantenimiento”, dijo.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.