Menú de categorías

| Ene 23, 2015 | Nuestra Gente

Récord de altura en un trike

Fernando Gómez Flórez (atrás) y Carlos Cortés, fueorn los encargados de hacer este vuelo de a bordo de un trike que tiene motor y un parapente.  - Suministrada / GENTE DE CABECERA

Fernando Gómez Flórez (atrás) y Carlos Cortés, fueorn los encargados de hacer este vuelo de a bordo de un trike que tiene motor y un parapente. – Suministrada / GENTE DE CABECERA

Dos pilotos santandereanos, Fernando Gómez Flórez y Carlos Oswaldo Cortés, consiguieron en días pasados un récord de altura abordo de un trike.

Sin más elementos que su parapente con motor y ataviados contra el frio, escalaron las montañas de Santander hasta alcanzar 3.636 metros sobre el nivel del mar y cruzar por el conocido Picacho.

Su osada travesía quedó grabada en numerosas fotografías que pusieron a circular en las redes sociales, y en su mente que pudo divisar parte de la geografía nacional como el Nevado del Cocuy.

Desde la altura se pudo captar esta imagen de nuestra geografía. - Suministrada / GENTE DE CABECERA

Desde la altura se pudo captar esta imagen de nuestra geografía. – Suministrada / GENTE DE CABECERA

Estos dos pilotos santandereanos han hecho innumerables vuelos en trike y en globo, una nueva experiencia en esta tierra de aventura.

Este es el relato de Fernando, quien condujo la nave hasta lograr su meta:

“Despegamos a las 7:28 a. m. desde la pista de Aerotrike en el anillo vial de Floridablanca, al sur del área metropolitana, que registra una altura de 785 metros sobre el nivel del mar. Ascendimos durante 38 minutos a un promedio de 95.7 metros por minuto, hasta alcanzar el Cerro del Picacho en donde los instrumentos de vuelo nos registraron una altura de 3.636 metros sobre el nivel del mar (11.928 pies) y una temperatura promedio de 4 grados centígrados.

“La minuciosa planeación y las excelentes condiciones meteorológicas del día, hicieron posible este vuelo de gran altura en el que pudimos observar desde un solo punto Bucaramanga en toda su extensión, Lebrija, Girón, Floridablanca, la represa del río Tona, la Mesa de Ruitoque, Piedecuesta, el Valle de Guatiguará, la Mesa de Los Santos y el espectacular avistamiento del complejo montañoso de nuestra región con los picos que conforman la Sierra Nevada del Cocuy (Ritacumba Negro, Blanco, Picacho, San Pablín, Cóncavo, Pan de Azúcar y Campanilla)”.