Menú de categorías

| Feb 6, 2015 | Nuestra Gente

“El Club Unión no se va a morir”: gerente

Germán Murillo, gerente del Club Unión, en uno de los sectores más significativos del lugar como son las piscinas y la terraza

Germán Murillo, gerente del Club Unión, en uno de los sectores más significativos del lugar como son las piscinas y la terraza

Desde hace más de dos años ha rondado en Cabecera el rumor de que al Club Unión lo iban a vender porque en dicho lote pensaban construir un hotel. Otras personas afirmaban que la situación económica de la corporación era tan mala que estaba por cerrar sus puertas y que allí erigirían un gran parqueadero que aliviaría el caos vehicular de la zona.

Pues nada de eso es cierto. Así lo afirmó Germán Murillo, quien desde hace un año lleva la gerencia del Club Unión.

“Esos son comentarios de alguien que se le ocurrió inventarlos. El club tiene inversionistas y cuenta hoy con 550 socios. Además hay un número determinado de accionistas (unos con más acciones que otros). El club sí pasó por una crisis hace muchos años y eso se prestó para que la gente especulara y dijera cosas que no son, pero hoy está en un buen momento y no se va a morir”, explicó.

Además de dejar en claro que el club atraviesa por un excelente rato, el directivo afirmó que son varias las actividades que se vienen desarrollando para seguir manteniendo el nombre de este importante club, ubicado en el corazón de Cabecera, en la carrera 33.

“El club es de todos”

Uno de los planes de los padres de familia con sus hijos es disfrutar de las canchas de tenis del club.

Uno de los planes de los padres de familia con sus hijos es disfrutar de las canchas de tenis del club.

Germán Murillo, quien durante varios años laboró en el sector bancario, mencionó que uno de sus planes para que el Club Unión vuelva a estar en la memoria de los habitantes del sector, es darlo a conocer.

“El Club Unión es para todo mundo”. Con esta premisa de abrirle las puertas a quien desee venir a conocer las instalaciones y probablemente afiliarse como socio, Murillo ha logrado cifras relevantes, como por ejemplo pasar en 2014 de tener 428 socios a 550 en enero de 2015.

“Entre más gente llegue al club habrá más gente que lo conoce. La idea es que los ciudadanos puedan venir, hacer sus eventos aquí y quieran volver. Esto con la idea de que algún día se interesen por asociarse. Mucha gente no sabe, por ejemplo, que el comedor del club está abierto para todo público de lunes a viernes. Tenemos un chef y una cocina exquisita que puede disfrutar

Fotos: Javier Gutiérrez / GENTE DE CABECERA

Fotos: Javier Gutiérrez / GENTE DE CABECERA

cualquier persona al mediodía. Además quien quiera puede descansar en una de nuestras áreas mientras regresa de nuevo a su trabajo. También pueden alquilar los salones que tenemos para reuniones sociales, conferencias y seminarios. Esto es para todos porque la idea, como ya lo dije, es que nos conozcan y se enamoren”, dijo el directivo.

Bajo esta propuesta se ha logrado aumentar el número de eventos al que asisten socios y no socios, tales como el Festival de Mariachis, Festival de Tango, Festival de Tríos, ‘Los años maravillosos’, la fiesta de aniversario, la fiesta de quema de pólvora del 27 de diciembre, la fiesta de versos y guitarras y otros eventos deportivos y recreativos como los campeonatos de billar y squash, entre otros.

“Esto es visto con buenos ojos porque fomenta el consumo y los buenos ingresos para el club que ya genera utilidades teniendo así un proceso de crecimiento sostenido. Estas buenas cifras se deben a todo el equipo de trabajo al que se le infunde siempre el buen servicio y atención. Si alguien merece una felicitación son ellos”, destacó.

Pero ¿cómo han tomado estas nuevas ideas de ‘puertas abiertas’ los socios?

Según Murillo, quien agradece el buen resultado de su gestión a la junta directiva, lo han visto con buenos ojos.

“Algún día un socio dijo que le había convertido esto en un bazar. Yo le respondía que si le parecía eso bueno o malo. Él me decía “yo soy de la tercera edad y para mí no es tan bueno porque había mucha tranquilidad, porque casi no había gente, pero de todas maneras esto es bueno porque el club volvió a vivir, y se oye en toda la ciudad y siempre se ve gente entrando y saliendo”. Esa es una respuesta común entre los socios”, dijo.

En cifras

200

es la capacidad de vehículos en el parqueadero del club.

17.500

metros cuadrado tiene el lote donde está ubicado el Club Unión.

97

años de fundación registra ya el Unión.

57

empleados tiene el club entre personal de administración, profesores (de deportes y recreación), servicios generales, cocina, cajeros y mantenimiento. Además, cuando hay eventos con un alto número de asistentes, se generan empleos ocasionales en vigilancia y cocina.

Uno de los sitios abiertos al público, no necesariamente socio, es el comedor.

Uno de los sitios abiertos al público, no necesariamente socio, es el comedor.

¿Qué se viene?

Por ahora el club se mantiene como una empresa de servicios de recreación, social, cultural y deportiva.

Uno de los proyectos que plantean y está en estudio es la adecuación de uno de sus espacios como un ‘golfito’, un pequeño campo de golf.

También se quiere seguir trabajando en el programa ‘deportista-socio’ que da la mano a los deportistas que han tenido reconocimiento a nivel departamental y nacional. Ellos tienen un precio especial para que puedan venir al club a entrenarse.

Así mismo se espera seguir trabajando en lograr buenas relaciones con los vecinos.

“Uno entiende que hay gente que merece descanso, sobre todo los fines de semana, y en esos estamos trabajando. Procuramos moderar el volumen y que los parlantes no estén en dirección hacia el vecindario, de manera que no se afecte su tranquilidad. He procurado y ha sido difícil mantener esa buena relación con ellos, pero seguiremos lográndolo”, añadió.