Menú de categorías

| Mar 4, 2016 | Tendencias

Bienvenidos a una cata de ginebra

Fotos: Banco de Imágenes /  GENTE DE CABECERA

Fotos: Banco de Imágenes / GENTE DE CABECERA

Agite el vaso y disfrute de los aromas que irán enamorando a su olfato. En nariz deberá reconocer el enebro y en boca apreciar el carácter seco del destilado. Nos referimos a la ginebra.

Usted puede catar esta bebida originaria de los Países Bajos, cuyos orígenes tenían que ver mucho con el campo medicinal. Hubo quienes la consideraron la medicina para prevenir el escorbuto o la peste bubónica.

Lo cierto es que la ginebra está elaborada a base de plantas como las semillas de comino de prado, moras de enebro, semillas de cilantro, ralladura de naranja dulce, canela, gengibre, cardamomo o clavo.

Para introducirnos en ese mundo de ginebras clasificadas por su botánica en cítricas, florales, especias, frutales y neutras, contamos con el export manager de la marca Siderit Raúl Moreno, quien nos guía para hacer una cata en casa.

A catar, paso a paso

  1. Primero se debe probar la ginebra sola. Para ello lo ideal es utilizar un vaso de boca ancha para potenciar los aromas botánicos de la ginebra.
  2. Se recomienda disponer de al menos tres ginebras y tres tónicas para realizar diferentes combinados y gin tonics.
  3. Muy importante tener un buen hielo que no se derrita rápido y conocer bien la composición de las ginebras para poder
    potenciarlas a través de los aderezos que tengamos.
  4. Para hacer un gin tonic la proporción de ginebra y tónica ha de ser 1 a 4. A partir de ahí lo mejor es dar rienda suelta a la imaginación e ir haciendo pruebas hasta descubrir combinaciones que enamoren.
Aderezos: canela en rama, corteza de naranja, corteza de mandarina, rodajas de manzana verde, mermelada de mora, naranja y pimienta rosa.
Con qué maridar: Con ensaladas, salmón ahumado, pescados y embutidos.