Menú de categorías

| Feb 16, 2018 | Periodista del Barrio

‘Los eventos de atletismo no tienen control de ruido’

Élmer Villegas / Periodista del Barrio

La liga de atletismo organiza sus eventos atléticos de juegos intercolegiados, interligas y cuanto evento organizan pero sin los respectivos controles auditivos, causando gran molestia de convivencia al sector del estadio de atletismo La Flora.

A nosotros, los más de 2.500 residentes de los conjuntos residenciales Serrezuela I y II, Germania e Hispania, las directivas de la liga nos están dando un trato de muy mala imagen al sector, por tanto ruido que generan las barras, los pitos, la pistola de tiro que ellos usan para dar largada a las carreras y el animador que anuncia cuanto personaje le recuerda que ganaron competencias, patrocinadores de toda clase con altos decibeles que sobrepasan los límites permitidos por la ley.

A ellos les recordamos que nuestros apartamentos están en estrato 5, por tanto estamos obligados a cancelar unos impuestos muy altos por predial, luz, agua, etc.

Señores de la Liga, nosotros exigimos un respeto de sana convivencia como lo dice la Constitución. El escenario es un bien público y su mantenimiento se paga con nuestros impuestos.

Y a los entrenadores les pedimos que moderen también su manera de gritar, pues esto molesta mucho al vecindario, que tenemos la pista a menos de 10 metros de distancia.

Nota de la Redacción

Andrés Sarmiento, Subsecretario de Ambiente de Bucaramanga, indicó que desde dicha Secretaría “damos el concepto sanitario para diferentes eventos masivos, ya sean de tipo deportivo” u otros.

En estos casos, los organizadores hacen una previa solicitud, “nosotros visitamos el lugar, verificamos las condiciones sanitarias y emitimos un concepto (…) al tiempo que se les recomienda cumplir con los decibeles establecidos en la Resolución 627 de 2006 (norma nacional de emisión de ruido y ruido ambiental)”.

El funcionario agregó que “si es un caso puntual o específico pueden remitir la respectiva solicitud, y nosotros desde el grupo de ruido (Grupo de inspección, vigilancia y control a la contaminación sonora) visitaremos el lugar y tomaremos las respectivas medidas”.

En conclusión, en este caso es recomendable dirigir la queja a la Secretaría de Salud y Ambiente local, especificando los días y horas en que se presenta la problemática mencionada, para que ellos procedan a verificar e imponer las sanciones si es el caso.