Menú de categorías

| Jul 27, 2018 | Portada, ¿Qué pasa?

Cabecera: La comuna con el índice de accidentalidad más alto

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Edward Grimaldos Gómez

El último reporte de la Dirección de Tránsito de Bucaramanga, DTB, reveló que la comuna 12 correspondiente al sector de Cabecera del Llano, es la zona con mayor índice de accidentalidad de la ciudad.

Muestra de eso son los 351 percances viales que se han registrado en lo que va corrido del año. Dicha cifra corresponde al 18.4% del total de los accidentes ocurridos en la ciudad.

De acuerdo con los habitantes de Cabecera, uno de los puntos que representa mayor grado de accidentalidad corresponde a la carrera 29 entre calles 41 y 42.

Para la comunidad, en esta zona de la ciudad el aumento del flujo vehicular y la falta de semáforos hacen que transitar por ese sector sea un total caos.

“Especialmente en las ‘horas pico’ es imposible el tráfico de los carros que se movilizan por la carrera 29, dado que el flujo vehicular de quienes bajan por la calle 42 es muy alto. Es necesaria la instalación de un semáforo en este sector”, expresó Alberto Niño, habitante de la zona.

Al respecto, la Dirección de Tránsito de Bucaramanga reconoció el peligro que representa ese punto en específico para los conductores que se movilizan por esa zona y manifestaron que en la actualidad se adelanta un proyecto que busca la instalación de semáforos en este y otros puntos críticos de la ciudad.

“Reconocemos el peligro que representa la falta de semaforización en ese sector, pues solamente en lo que va del año hemos registrado tres accidentes en este punto. Por ese motivo estamos adelantando un proceso para la licitación del proyecto que busca la instalación de los semáforos. Esperamos estar entregándolos antes de que finalice el año”, explicó Fabián Fontecha, subdirector técnico de la DTB.

Aunque Cabecera es el sector con mayor número de accidentes en lo que va corrido del año, Fabián Fontecha asegura que no es posible demarcar tan solo algunos puntos como los más críticos.

“Dentro de la revisión de los accidentes ocurridos en este sector no hallamos frecuencia en puntos particulares. Podemos decir que los percances viales se han registrado en diferentes puntos de esta zona”, agregó el funcionario.

El funcionario aseguró que dentro de su experiencia, algunos de los puntos que suelen ser escenarios de accidentes corresponden a la esquina de la carrera 33 con calle 48 y varios tramos de las carreras 35A y 36.

De enero a junio de 2018, en la comuna 12 de Bucaramanga han ocurrido un total de 351 accidentes de tránsito, en los cuales 130 personas resultaron heridas, 1 falleció y 220 casos respondieron a daños materiales.

Las causas más comunes

Para Fontecha una de las principales causas de accidentes al momento de hacer un giro está relacionada con el mal parqueo de algunos vehículos en áreas cercanas a las esquinas, hecho que dificulta la visibilidad para peatones especialmente.

Por otro lado, mencionó el abuso de la velocidad como el factor primario de accidentalidad.

“La principal razón para que ocurra un accidente es la velocidad (…) En ocasiones se debe a que, por ejemplo en las carreras 35A y 36, existen tramos largos en los que el vehículo lleva la vía y por tanto aceleran sin tomar las medidas de seguridad pertinentes”, señaló Fontecha.

Por eso hizo un llamado a los conductores a que regulen la velocidad en zonas comerciales o residenciales, con el fin de evitar incidentes.

“De acuerdo con el Código Nacional de Tránsito la velocidad máxima en sectores comerciales o residenciales debe ser de 30 kilómetros por hora, sin embargo algunos conductores que tienen la vía no respetan ese límite y por eso ocurren los percances” precisó.

Asimismo, el irrespeto a las señales de tránsito y el hecho de no mantener la distancia necesaria entre vehículos constituye una de las causantes de accidentes más grandes.

“Sobre la carrera 33 transita gran cantidad de carros, entre ellos vehículos de transporte público. Esto hace que la congestión aumente y los conductores particulares no respeten las señales de tránsito o no mantengan la distancia mínima ocasionando choques”.

Por esta razón pidió a los conductores de carros particulares paciencia en vías como la carrera 33, en la que los vehículos de transporte público tienen prioridad al transportar mayor cantidad de personas.

Acciones preventivas

La oficina de Tránsito de Bucaramanga informó que en la actualidad se desarrolla una campaña denominada ‘Tránsito en mi Comuna’ que tiene como objetivo la educación vial.

“Hemos llegado a las 17 comunas de Bucaramanga con nuestro programa que tiene como principal objetivo educar a la comunidad para promover la seguridad vial desde diferentes temas como la movilidad alternativa y la cultura vial”, indicó Fontecha.

De acuerdo con el funcionario, con esta campaña han logrado la reducción del índice de víctimas fatales en las vías de Bucaramanga en un 33% con relación al año anterior.

Este hecho hizo que Bucaramanga fuera reconocida como la segunda ciudad del país en temas de prevención de accidentalidad por la iniciativa ‘Reto Nacional por la Seguridad Vial’ que impulsa la organización Colombia Líder, el Gobierno Nacional y la Agencia Nacional de Seguridad Vial.