Menú de categorías

| Jul 19, 2013 | Mascotas perdidas

Lily quedó sin amo

GENTE DE CABECERA

GENTE DE CABECERA

Desde el 26 de mayo Lily, una gata de raza Tortoiseshell quedó desprotegida, pues su dueña Sandra falleció.

La mascota quedó sin amo y espera un hogar que la adopte.

Tiene 9 años, está esterilizada, al día con sus vacunas y no tiene uñas; tiene varios juguetes, túnel, carpa, pelotas, y su favorito que es su ‘seguridad’ es un palito con pita con un ratoncito rojo.

Quien quiera tenerla en casa puede comunicarse con Marlene en horas de la noche llamando al 317 4581368 o 6803481 en las noches.